Las 5 mejores bañeras para bebé del 2024

|
07/02/2024 | Actualizado: 07/02/2024 07/02/2024
101
Las 5 mejores bañeras para bebé del 2024
Compartir:

El baño para el bebé es mucho más que una cita rutinaria con la higiene: se puede elevar a ritual que hace disfrutar por igual al bebé y a los adultos que participan. Todo este “ceremonial”, dado que vela por su salud y su bienestar, nos insta a buscar el mejor espacio y los mejores accesorios, comenzado por la bañera de bebé. ¡Veamos cuáles son las mejores!

Las mejores bañeras para bebé

Hemos elaborado un listado con cinco modelos de bañera que ofrecen una buena relación calidad – precio, son duraderas, están bien equipadas y favorecen la comodidad del bebé. Además, profundizamos en qué parámetros debes estudiar para escoger la mejor bañera de bebé.

Bañera cambiador Flip Jané

Con función 2 en 1, bañera y cambiador, la Flip de Jané se puede usar hasta que el bebé cumple un año de vida. Es antideslizante y ergonómica e incluye bandeja inferior con compartimentos para tener todos los artículos de aseo a mano.

Es un modelo plegable equipado con dos ruedas para facilitar su desplazamiento y almacenamiento. Además, es reversible, por lo que se hace más cómoda la tarea del baño a personas diestras y zurdas.

Bañera cambiador Swing Micuna

Swing de Micuna no es una bañera al uso, sino un mueble-bañera. Al retirar el cambiador y los accesorios de aseo, de mueble de baño pasa a ser una cómoda. En su interior, de manera oculta, incluye una cubeta ergonómica con jabonera y desagüe.

El cambiador es de plástico con tapizado de lunares. De todos los modelos analizados, este es el que tiene un precio más elevado, pero esta diferencia presupuestaria la cubre con garantías por su calidad, resistencia y durabilidad.

Bañera hinchable evolutiva Babymoov

La bañera hinchable evolutiva de Babymoov destaca por su calidad, pero también por su funcionalidad, ya que se puede usar como bañera o hamaca de baño. Es cómoda, compacta, fácil de guardar y se puede utilizar en cualquier lugar, tanto en espacios interiores como en exteriores.

A la bañera no le faltan los elementos básicos de este dispositivo, como tapón de vaciado en el fondo y válvula antirretorno que evita el desinflado. En verano sirve como piscina de chapoteo.

Bañera Babycare de Luma

  • Entrega de 7 a 10 días
Precio 28,60 €

La bañera de Luma forma parte de su set de baño junto con el asiento o caballete y el desagüe. Su tamaño compacto permite mantener la temperatura idónea por más tiempo y que necesitemos menos cantidad de agua.

El set de baño es ligero y fácil de transportar. Con él podemos bañar al bebé en espacios muy reducidos. La bañera está equipada con tapón hermético y desagüe para facilitar el vaciado. En Bambino tenemos a la venta la cubeta y el resto de accesorios de manera independiente.

Bañera plegable Babydan

De esta bañera, lo más sorprendente es su amplia usabilidad, ya que es óptima para niños de hasta 25 kilogramos de peso. Ofrece una capacidad de 100 litros de agua y un gran espacio interior para que el pequeño se sienta cómodo.

Babydan suma un taburete con ventosas para fijarlo a la superficie y facilitar el baño. En este modelo, el tapón antivacío cambia de color cuando la temperatura llega a 37 grados centígrados.

Qué tomar en cuenta para elegir una bañera de bebé

La industria de la puericultura pone a disposición de padres y adultos un sinfín de aparatos de baño con distintos materiales, tamaños para todos los gustos y accesorios variados. Pero hay parámetros o condicionantes que debes tener especialmente en cuenta a la hora de adquirir una bañera para bebé, y son los siguientes.

Materiales y ergonomía

El material más utilizado en la actualidad para las bañeras de bebé es el polipropileno. Este tipo de plástico garantiza la higiene del aparato en todo momento y, además, es muy resistente, no se deforma, ofrece una estructura firme y sólida y es atóxico.

Debe contar con tubo de desagüe y tapón hermético para vaciar por completo el vaso o mantenerlo lleno sin pérdidas de agua. En cuanto a la autonomía, lo ideal es que la bañera permita al pequeño sentarse y no resbalar bajo el agua.

Seguridad para bañeras infantiles

La seguridad en las bañeras está muy ligada al fabricante. Las marcas conocidas no comercializan modelos inseguros que generen en riesgos a los bebés. Pero, más allá de esto, en la elección de la bañera hay que valorar su estabilidad y que no haya esquinas punzantes ni pequeños orificios por donde el bebé pueda meter el dedo.

Bañera o bañera cambiador

Las bañeras para bebé pueden ser de dos tipos: bañera o bañera cambiador. La diferencia entre ambas es que el segundo caso incluye una pequeña camilla donde secar y vestir al bebé. A su vez, en estos dos grupos podemos establecer varias diferencias.

Encontramos a la venta bañeras tipo cubeta, bañeras plegables, bañeras independientes y bañeras con soporte. Con los cambiadores distinguimos entre bañera cambiador plegable, los modelos no plegables y los diseñados para montarse directamente sobre la bañera de casa.

Una opción extra son los muebles-bañera, en los que la bañera y el cambiador están integrados en la misma estructura. Son similares a las bañeras cambiador, pero más resistentes. En ellos, la superficie del cambiador es abatible y puede incorporar ruedas giratorias.

Consejos para los primeros baños del bebé

El baño, como ya señalábamos, es especial tanto para el bebé como para los padres. Pero para lograr esta conexión es importante hacer que la experiencia sea agradable. En este objetivo, lo primero que debemos lograr es tener a mano la mejor bañera para bebé posible.

  • Adquiere una frecuencia de baños adecuada. Los pediatras aconsejan bañar al bebé al menos dos veces a la semana, pero la periodicidad depende de factores diversos. Si tu bebé se relaja mucho con esta práctica, puedes bañarlo todos los días. En circunstancias contrarias o con mucha pesadez de agua conviene espaciar los baños.
  • Vigila la temperatura del agua, que esté a 37 grados. Un termómetro resulta útil para asegurarte.
  • Escoge siempre productos de aseo aptos para pieles sensibles y que no provoquen irritación.
  • Evita las prisas. El baño es aseo y relajación.
  • Convierte el baño en ritual, con horarios estables y una mecánica que se repita, comenzando por mojar suavemente al bebé.
  • Ten a la mano todos los utensilios para no dejar al bebé sin vigilancia un solo segundo, por poco que te parezca. Sobre todo, su toalla o albornoz, para que no sufra cambios bruscos de temperatura al salir del agua.

El momento del baño es muy especial para padres y recién nacidos, por lo que no debemos escatimar en proporcionarles lo más adecuado. La mejor bañera tendrá materiales de calidad y prestaciones concretas que cubran tus necesidades, como el plegado o la versatilidad de uso. Tómate tiempo para elegir porque repercutirá en seguridad y bienestar para tu bebé y para ti.